Saltar al contenido

El truco del almendruco

Significado de la expresión

Actualmente es una expresión que utilizamos cuando nos referimos a un método personal simple y sencillo, ese toque personal que diferencia algo que nosotros hacemos de una determinada manera, mi truco del almendruco para que no se corte la mayonesa es sacar de la nevera unas horas antes el huevo y que esté a temperatura ambiente, por ejemplo.

Almendruco, dulce típico de Navidad

Origen de la expresión

El origen de esta frase proviene probablemente de la Edad Media.

Durante la Cuaresma cristiana, no se podía consumir ningún alimento de origen animal (a no ser que fuesen acuáticos), por lo que la leche de oveja, cabra o vaca, fue sustituida por la leche de almendras. Eran días de ayuno y abstinencia y  en los que se consumían dulces (como aporte energético) procurando que no fuesen de origen animal (en este caso la leche de almendras).

Para triturar las almendras se recolectaba el almendruco verde (y aquí estaba el truco del almendruco), que es más tierno, antes de que se convirtiese en almendra (que era mucho más dura, y esta época no había licuadoras, batidoras…). Se machacaban en un mortero y se mezclaba con agua y miel (para quitarle amargor).

Aparte de la explicación anterior, el almendruco también es un rico dulce de origen mediterráneo, en el que se realiza una pasta, parecida al turrón de Jijona, con almendra, clara de huevo, azúcar y miel y con la que se elabora unas pequeñas piezas que emulan a una almendra, siendo recubiertas por una oblea crujiente que hace la función de cáscara. Seguramente su elaboración tenga algún truco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.