Saltar al contenido

Vendrá Paco con las rebajas

Significado de Ya vendrá Paco con las rebajas

Para entender el significado de esta expresión empezaré explicando lo que son vacas gordas y vacas flacas.

Según el diccionario de la RAE, las vacas gordas es una expresión coloquial con la que nos referimos a un período de abundancia; cuando disponemos de dinero suficiente, la despensa llena de comida, los armarios llenos de ropa, etc., decimos que estamos en época de vacas gordas.

Al contrario, cuando pasamos por un período de escasez, tenemos problemas económicos, estamos con el dinero justo, o la nevera vacía, nos encontramos en época de vacas flacas.

vacas gordas y vacas flacas

Entendido el concepto de vacas gordas y vacas flacas, y conociendo que es bastante común el hecho de que cuando se tiene, se gasta, y que no todo dura eternamente, en muchas ocasiones, llega el período de vacas flacas. Y aquí es donde entra en juego el tío Paco.

Esta expresión se utiliza cuando ves a alguien que abusa o gasta en exceso, sin tener en cuenta las consecuencias y sabes que en cualquier momento puede dar un giro de 180 grados. Es entonces cuando le adviertes «ya vendrá Paco con las rebajas».

Se suelen utilizar diferentes expresiones como ya llegará Paco con las rebajas, ya vendrá Paco con las rebajas, ya vendrá el tío Paco…

Origen de la expresión

el tío Paco con las rebajas

No está claro el origen de esta expresión, podría venir de la década de los 70, cuando fue Ministro de Hacienda Francisco Fernández Ordóñez y llevó a cabo la Reforma Fiscal de 1977, consecuencia del Estado de Bienestar que se había instalado en la Europa democrática occidental tras el final de la segunda guerra mundial.

Paco procede de Francisco, y lo de tío Paco, por darle un tono conocido y amigable de una manera proverbial.

Las rebajas no son solo cuando bajan los precios en las tiendas de ropa, electrodomésticos, calzado… en determinadas épocas del año. Rebaja también se le llama a la cantidad descontada de una cantidad ganada o lograda. Cuando ganamos algo lo ganamos en bruto pero luego debemos tener en cuenta que hay que descontarle los impuestos para obtener el importe neto.

En definitiva, cuando nos encontramos en una situación de abundancia de beneficios tenemos que considerar que hay que ahorrar… por si llega el tío Paco con las rebajas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.