Saltar al contenido

¿Cuál es el origen y significado de la expresión «tela marinera»?

El diccionario de la RAE define la expresión «tela marinera» como mucho. Por ejemplo: «Nosotros siempre llegamos a tiempo, ¡pero Fernando tarda tela marinera!». (También se puede acortar diciendo «¡él tardó tela!»).
Otra expresión que se define el el diccionario es la de «tener tela marinera» que se usa coloquialmente para expresar que algo tiene gran dificultad. «Esta partida me está costando tela marinera», «elaborar este postre tiene tela marinera».

Entonces se puede deducir que tela marinera tiene que ver con dificultad, algo muy costoso, o puede significar abundancia.

¿Pero qué tiene que ver la tela marinera?

El tejido que tienen las velas de los barcos, aparte de ser mucha tela, es muy grande, muy costosa de elaborar, mucha cantidad, y a precio muy caro.

La Pinta, La Niña y La Santa María

Los grandes navíos antiguos utilizaban cientos de metros de tela. Eran telas muy bien elaboradas ya que tenían que soportar las fuertes embestidas de viento, tempestades…
No se trataba de un material corriente, por eso tenían precios tan elevados, y coserlo a mano ya que no había máquinas de coser, era un trabajo duro y laborioso. ¡Costaba hacerlo tela marinera!

De ahí las expresiones «ser tela marinera, tener tela marinera, vaya tela marinera, vaya tela, menuda tela, llueve tela marinera (llueve mucho), cuesta tela marinera…»

Lee el post de tener potra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.